Cruces, de Miguel Albero

Cruces
MIGUEL ALBERO SUÁREZ es diplomático de carrera, razón por la que ha vivido en lugares como Dakar o Roma. Ha ocupado, entre otros puestos de responsabilidad, el de Jefe de Gabinete del Director del Instituto Cervantes, el de Director del Instituto Cervantes de Roma, el de Cónsul de España en Mendoza (Argentina) y actualmente desempeña el cargo de Agregado Cultural en Costa Rica. Publicó su primera novela, Principiantes, en 2004 en la editorial Tusquets.

Su tema era el de gentes que nunca completan su periplo, como el corredor de maratón que sólo concluye el primer quilómetro o el piloto de competición que nunca abandona la parrilla de salida. La novela presenta un abundante universo de personas fracasadas, mas, por encima de la original peripecia argumental, el lector disfrutará del rico estilo, preciso, innovador y cargado de humor de Albero, una auténtica delicia y un descubrimiento. La novela ha sido traducida al francés en la editorial Actes Sud (2006) y al italiano en la editorial Gran Vía. En su segundo libro, Cruces, de nuevo brilla la riqueza verbal y el humor del autor, quien, para esta ocasión, se ha inventado el heterónimo de Gabriel Lumeo. Los CRUCES, como nos explica Lumeo, consisten en relatos que contienen dos historias, las cuales, leídas de esta manera cruzada, descubren un significado nuevo y sugestivo. Con esta técnica, de un virtuosismo particular, Albero da rienda suelta a su habitual brillantez verbal para ofrecernos una buena cantidad de historias intrigantes, divertidas y muy sugerentes (a veces desasosegantes).

Adaptado de: Miguel Albero. Semblanza crítica. Germán Gullón.
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *